“10 diferencias entre el español ibérico y el latinoamericano ”

Cultura Hispana

“10 diferencias entre el español ibérico y el latinoamericano ”

Descubre 10 diferencias entre el Español hablado en España y el español que se habla en países de América Latina!.

10 diferencias entre el español de España y el de América Latina

A pesar de que España fue el país que heredó el idioma castellano sobre todos los territorios conquistados en América, éste no se conservó exactamente igual y no solamente por su pronunciación sino también por numerosos giros idiomáticos, expresiones e incluso cambios ligeros en la estructura gramática. A continuación veremos 10 de esas diferencias:

1. El voseo: Consiste en utilizar el pronombre en segunda persona plural “vos”, en reemplazo del pronombre “tú”. El uso de “Vos” subsiste en países como Argentina, Uruguay y algunas regiones de Chile, Bolivia, Colombia, Venezuela y Centroamérica.

2. El uso del diminutivo: En España se tienen algunos usos exclusivos como -ín, -ino o -ina, por ejemplo “pequeñín, chiquinino, palomina” etc, -ete o -eta como en el caso de “palacete, amiguete, tamborete etc.”, -illo o -illa, como en “pececillo, cancioncilla, etc.” En América Latina está más difundido el uso de los diminutivos -ito, ita aunque también usado en España, como “gatito, casita, chiquito etc”, y también el diminutivo -tico, -tica como en el caso se “poquitico, maletica, etc”
3. Preferencia de la conjugación en tiempo pasado: En el país europeo es común emplear el pretérito perfecto compuesto para marcar las acciones que han ocurrido recientemente, como en el caso de “he ido a comprar frutas al mercado”. Por el contrario, en Latinoamérica es común emplear el pasado simple: “fui a comprar frutas al mercado”.

4. Uso de la doble preposición “a por”:
En España es muy normal el uso de la doble preposición “a por” como en el caso de “vamos a por los libros de la biblioteca. Sin embargo, este uso de doble preposición no se usa en Latinoamérica siendo aceptada únicamente la preposición “por” como en el caso de “vamos por los libros de la biblioteca”.

5. Uso de vosotros y ustedes:
El uso de “vosotros” como pronombre de segunda persona plural está confinado única y exclusivamente a la península ibérica en donde se usa de manera afectiva o de confianza y el empleo de “ustedes” se prefiere en contextos y usos formales. En Latinoamérica se usa solamente el pronombre “ustedes”.

6. El género gramatical de algunas palabras:
Algunas palabras tienen diferente género gramatical dependiendo si se usan en España o América Latina. Por ejemplo: en España se dice “la sauna”, en Latinoamérica “el sauna”. En España se dice “la sartén”, en Latinoamérica “el sartén”. Etc.

7. El acento tónico de algunas palabras:
Puede también existir diferencia en la sílaba que contiene el acento en una palabra dependiendo si se usa en España o en América Latina. Como consecuencia, en España se dice “vídeo” y en Latinoamérica se dice “video”. En España se dice “chófer” y en Latinoamérica “chofer”, etc.
8. Uso del pronombre de objeto directo masculino “lo”: En España se usa el pronombre de objeto indirecto “le” como función del pronombre de objeto directo “lo” por lo que se dice “él es paulo, le conozco desde hace mucho tiempo” en vez de “lo conozco dese hace mucho tiempo”. A este uso se le conoce como ‘leísmo’.
9. Uso de verbos reflexivos: En general, el uso de verbos reflexivos es más frecuente en América que en España. Mientras que en Latinoamérica se puede decir regresarse, en España se usa regresar. En Latinoamérica es normal decir enfermarse, mientras que en España se prefiere decir enfermar. Etc.
10. La locución adverbial “qué tan” o “qué tanto” vs “cuán”: La expresión “que tán” era muy utilizada en el español medieval pero hoy en día su uso en España es prácticamente nulo y se considera un arcaísmo por lo que se prefiere decir “cuán”. Por el contrario, en Latinoamérica aún prevalece su uso en la lengua común. Como en el ejemplo “¿qué tan lejos está la estación?” O su equivalente “¿cuán lejos está la estación?”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *